Eau de Toilette 'Eau des Sens' de diptyque

Simplemente Eau de Sens de diptyque

por Clara Estévez 28 de noviembre de 2018

Como su propio nombre indica, el Eau de Toilette 'Eau des Sens' de diptyque nos guía siempre en la dirección correcta. Es sentido, es luz. Como la que irradian los ojos de la persona que la lleva, como la de los faros en la costa, como la de una estrella fugaz o como la del sol.

Eso sí, la de sol al atardecer. Por eso, los colores que definen a esta fragancia son los de su envoltorio, naranja, rojo y amarillo. Los mismos que los que recoge el lienzo del cielo, cada día, antes de que se haga de noche.

Su aroma se encuentra dentro de la familia olfativa floral, pero saber esto no es suficiente para poder hacernos a la idea de cómo es su personalidad. No es dulce como la mayoría de las flores, tampoco es amarga como los cítricos. En realidad, es las dos cosas. Pasión por los polos opuestos. Y eso hace que, muchas veces, sea un perfume prácticamente inexplicable.

El olor de una sorpresa

¿Alguna vez habéis pensado a qué huelen las sorpresas? Ese momento en el que abres los ojos y descubres que todo lo que hay a tu alrededor lo han organizado para ti, o el instante en el que recibes un regalo y averiguas lo que hay en su interior.

La verdad es que, al pararme a pensar, creo que todas las sorpresas que te puedas imaginar deberían oler a 'Eau de Sens' de diptyque. Y os preguntaréis "¿por qué?".

Pues veréis, la ilustración que aparece en el dorso del frasco está inspirada en el "Op art" de la década de 1960. ¡Y no es casualidad! Estas obras de arte son conocidas por crear una ilusión óptica cuando las miras fijamente y Eau de Sens también sorprende nuestros sentidos cuando descubrimos su accidente olfativo. Eso que diptyque describe como un ingrediente sorpresa, oculto, inesperado: la baya de enebro.

Y, junto con este ingrediente desvelado, este perfume se convierte en una composición muy original gracias a la idea que hay detrás de su creación: reunir todas las dimensiones de la naranja, desde las raíces hasta la copa del árbol, pasando por las ramas, las hojas y los frutos.

¿El resultado? Una fragancia que, si tuviésemos que definirla con una sola palabra, esta sería 'frescura'. Campos verdes en primavera, cascadas recónditas, un té helado, montañas cubiertas de nieve, un paseo bajo un paraguas… y muchos placeres de la vida más parecen estar encerrados en su frasco de cristal.

Su esencia es una mezcla de azahar, raíz de angélica y pachulí, que forma una explosión irresistible cuando entra en contacto con la piel. Así es 'Eau de Sens', simplemente ella. Esta es su definición inexplicable. Es joven, divertida, delicada y alegre, y... ¡será mi próximo capricho porque me vuelve loca!




Dejar un comentario


Otros artículos que pueden interesarte...

El cielo huele a la vela Baies de diptyque
El cielo huele a la vela Baies de diptyque

por Clara Estévez 12 de diciembre de 2018

Un invierno con la crema de manos 'Gypsy Water' de BYREDO
Un invierno con la crema de manos 'Gypsy Water' de BYREDO

por Clara Estévez 05 de diciembre de 2018

Cuando EVE LOM te cambia la vida
Cuando EVE LOM te cambia la vida

por Clara Estévez 21 de noviembre de 2018

¿A que te mereces siempre lo mejor?

Suscríbete a nuestra newsletter, que no cuesta nada, y te informaremos puntualmente de todas las novedades